Diferencia entre revisiones de «Dividendo digital»

De BandaAncha.st
Saltar a: navegación, buscar
 
Línea 1: Línea 1:
Se conoce como '''dividendo digital''' al proceso por el cual las frecuencias de entre 790 y 862 MHz (canales 61 al 69 de UHF) dejarán a ser usadas para transmisión de televisión terrestre y serán asignadas a las operadoras de telefonía móvil para prestar sus servicios a partir de 2015.
+
Se conoce como '''dividendo digital''' al proceso por el cual las frecuencias de entre 790 y 862 MHz (canales 61 al 69 de UHF) dejaron de ser usadas para transmisión de televisión terrestre y fueron asignadas a las operadoras de telefonía móvil para prestar sus servicios a partir de 2015.
  
Algunos de esos canales se utilizan en la actualidad para la difusión de la TDT (Televisión Digital Terrestre), por lo que éstos tendrán que ser trasladados a frecuencias más bajas antes de 2015. Aunque el proceso debía concluir antes del 1 de enero de 2015, se aprobó una extensión de 3 meses debido al gran número de edificios sin adaptar en esa fecha.
+
Aunque el proceso debía concluir antes del 1 de enero de 2015, se aprobó una extensión de 3 meses debido al gran número de edificios sin adaptar en esa fecha. Finalmente, el 31 de marzo de 2015 se liberaron las frecuencias por parte de los operadores de televisión y el 1 de abril pasaron a ser utilizadas por los operadores de telecomunicaciones para telefonía móvil de cuarta generación 4G o LTE.
  
 
No se debe confundir este proceso con el [[refarming]], que corresponde a una banda de frecuencias más alta.
 
No se debe confundir este proceso con el [[refarming]], que corresponde a una banda de frecuencias más alta.

Revisión actual del 09:21 6 abr 2015

Se conoce como dividendo digital al proceso por el cual las frecuencias de entre 790 y 862 MHz (canales 61 al 69 de UHF) dejaron de ser usadas para transmisión de televisión terrestre y fueron asignadas a las operadoras de telefonía móvil para prestar sus servicios a partir de 2015.

Aunque el proceso debía concluir antes del 1 de enero de 2015, se aprobó una extensión de 3 meses debido al gran número de edificios sin adaptar en esa fecha. Finalmente, el 31 de marzo de 2015 se liberaron las frecuencias por parte de los operadores de televisión y el 1 de abril pasaron a ser utilizadas por los operadores de telecomunicaciones para telefonía móvil de cuarta generación 4G o LTE.

No se debe confundir este proceso con el refarming, que corresponde a una banda de frecuencias más alta.

Enlaces[editar]